La Terapia Cuántica

La Terapia Cuántica

La terapia cuántica es una técnica de sanación integral o holística basada sobre las leyes y principios de la física cuántica.
 
Holística porque nos permite entender y sanar las afectaciones desde un largo espectro que abarca el cuerpo físico, emocional, espiritual, nutricional, energético y todo lo relacionado con la interacción con nuestro entorno. Holística porque integra de forma efectiva distintas disciplinas de terapias alternativas como Reiki, Flores de Bach, Vidas pasadas y Archivos Akásicos, sanación de Chakras y Aura, Space Healing, etc…


Referirse a la cuántica es adentrarse en el universo del infinitamente pequeño, es decir las partículas, átomos o fotones. Si fuéramos dotados de ojos cuánticos, veríamos que nuestro cuerpo es un campo de partículas vibratorias y energéticas interactuando vertiginosamente entre sí, intercambiando constantemente información; un universo luminoso en el cual espíritu y materia hacen uno. Mas precisamente según los descubrimientos en 1970 por el biofísico alemán Fritz-Albert Popp, nuestras células están formadas de bio-fotones, es decir partí-culas de luces.
 
Nuestras partículas forman la esencia de nuestra salud por lo que emiten información sobre nuestro estado. De tal forma que nuestro cuerpo sería nada más y nada menos una estructura organizada de información. 
 
La terapia cuántica parte de la premisa que las enfermedades, dolencias y afectaciones no se atrapan, sino que se desarrollan como fruto de nuestras reacciones a los sucesos de nuestro entorno.  El cuerpo en su interacción con el entorno sufre una panoplia de tipos de estrés (ambiental, físico, mental, emocional, psicológico, espiritual, social, laboral, financieros, etc) que termina causando un desequilibrio energético. Este desequilibrio energético se traduce en frecuencias electromagnéticas que producen cambios bioquímicos en las células, posteriormente esas disfunciones se manifiestan en enfermedades. 
 
En la terapia cuántica, la realidad de lo que observamos nace de las interacciones y no de los objetos o materia. La terapia cuántica es interacción e intercambio de información. A través de un protocolo elaborado, la terapia cuántica tendrá por objetivo interactuar con las partículas de nuestros cuerpos físicos y energéticos para restablecer la homeostasis de nuestro campo vibratorio, es decir equilibrio del cuerpo físico, mental, emocional y espiritual.